TRIBUNA VISITANTE: Las personas en situaciones de exclusión como sujetos culturales

LAS PERSONAS EN situaciones de exclusión muy pocas veces son consideradas como sujetos culturales: hombres y mujeres de quien  podemos aprender muchas cosas. Pero, generalmente, son el objetivo de programas pedagógicos, terapéuticos, socializantes, médicos… Reciben pero no se les deja aportar. Así, es necesario cuestionarnos constantemente esta idea «realidad». Es necesario discutirla constantemente, pactarla, para que nuestra convivencia sea más justa. Porque, de alguna manera, nuestros límites sociales dibujan nuestra sociedad y nos dicen cómo es con gran precisión.

Las personas en situaciones de exclusión muy pocas veces son consideradas como sujetos culturales: hombres y mujeres de quien  podemos aprender muchas cosas.

Resulta que  la mayor parte de nuestra subjetividad transita y se manifiesta en experiencias que no son puramente verbales. Muchos conflictos, memorias, problemas… quedan atrapados, anudados en lugares complejos a donde las palabras no llegan. Contar las experiencias directas –asociadas al cuidado, el respeto, la particularidad, la creatividad, la afectividad positiva, el juego, el arte, el sentido del humor, la empatía, la música…– facilita  que, personas en situaciones vitales muy difíciles regeneren los lazos sociales, imprescindibles para una convivencia social en dignidad. Pero solo es posible acceder a esos rincones [emociónales y cognitivos] elaborando estrategias que los alcancen amablemente.  Dialogando tratamos de mostrar las historias de vida de algunas personas que han sufrido pobreza extrema, desarraigo y migración,… Por lo que se necesita un espacio a la espera de los contenidos.

En el origen de la creación artística se encuentran los asuntos fundamentales de nuestra humanidad: la mutualidad, la imaginación, la particularidad, la asociación, el relato compartido, la identificación, el vínculo del significado, el lenguaje, la imaginación, el pensamiento divergente, la cohesión pacífica y la interpretación de este tópico –un lugar común para todas–  que llamamos realidad. Tenemos culturas porque somos capaces de hacer arte y no al revés. Estamos tan acostumbradas a que nos cuenten lo contrario que  pensamos que el arte es una consecuencia cultural, cuando es precisamente todo lo contrario. Así pues, la presencia de un espacio para el arte no necesita otra justificación.

Un taller de arte es un espacio para que las experiencias y las historias afloren. Y un cuaderno de colorear es un formato que constituye una metáfora de nuestros valores. Los espacios entre líneas se presentan como metáforas de acogimiento, un lugar donde situar nuestros colores, nuestras emociones, sensaciones, respuestas espontáneas. En un cuaderno estas historias –que buscamos a través del dialogo y el dibujo- se presentan en toda su complejidad, y de esta forma la sociedad percibe que las causas de la exclusión social son muy diversas, y no se pueden achacar totalmente a quien las sufre.

En Zubietxe conocemos muy bien la enorme beneficio de estas aportaciones y procuramos hacerla visible. El empuje hacia la creación artística es una actividad origen de la cultura. El Taller de arte de Zubietxe (TAZ) está constituido por aquellos asuntos fundamentales para nuestra humanidad asociados a los valores positivos del trabajo social actual. Es un espacio de creación libre, pero asistida. Las personas proponen temas y técnicas, siguen sus propios ritmos, se aventuran en sus propias indagaciones y siempre están acompañadas por alguien que les facilita el acceso y el desarrollo a sus propios procesos.

Nuestras autoras ofrecen sus obras -la ilustración- como lugares donde alojarnos, los espacios entre líneas, que son espacios para conversar. Simultáneamente estas líneas pueden ser los límites que señalan nuestros prejuicios, aquello sobre lo que tenemos que saltar (ideas racistas, clasistas, ideaciones bélicas de las relaciones sociales, malentendidos respecto a la justicia y a la convivencia…), por esto invitamos a salirnos de la raya, como un eslogan para trabajar para una sociedad mejor. Con nuestro Libro de Colorear queremos sacar los colores y salirnos de la raya.

Con el  «Libro de Colorear Zubietxe Kolore Liburua» hemos encontrado un formato para seguir compartiendo los saberes que se generan cotidianamente. Este es el primero de una serie que ya tenemos en proyecto y que tratarán temas sociales,  siempre a través de las creaciones de las personas que acuden al TAZ. Los próximos tratanran sobre la convivencia social digna, amable. Una convivencia que celebre la vida.

Hemos hecho una selección de algunas historias: 5 dibujos y un par de párrafos sobre ellos o sobre las personas que los pintaron. Para ver y saber más cosas sobre el «Libro de Colorear Zubietxe Kolore Liburua» pincha aquí .

 

blog_Colorear_GeorgeA George le gusta mucho dibujar especialmente estos animales que parecen perros. ¿Son perros? No lo sé. Parecen perros. Si,  deben de ser perros. Dibuja también rinocerontes, serpientes, personas… Especialmente estas personas que parecen tener alas. ¿Tienen alas? No lo sé. Parece que tienen alas. Si, deben de ser personas con alas. Igual es el traje.  George es una sonrisa permanente.

Sea como fuere, este dibujo de George está siendo el favorito de la mayoría de las niñas y niños de menor edad que trabajan en nuestro Libro de Colorear. Quizá por el tamaño monstruoso de ese ser rugiente que es llevado mansamente por un diminuto ser alado (o con capa de superhéroe, o con la ropa grande…). Quizá es que sencillamente los niños conectan directamente con la simpatía de George, gracias a esos caminos misteriosos de las formas, entre las líneas.

 

blog_Colorear_MichelineMicheline  puede ser un ejemplo de todas esas mujeres africanas que dejan atrás sus familias, sus hijas e hijos, para acometer la aventura de un horizonte mejor. Dibuja continuamente mujeres africanas en distintas situaciones y circunstancias, sobre todo con sus maridos y familias. Así va explorando sus sentimientos nuevos y los antiguos, así va pasando por el duelo de lo que dejó atrás y recibiendo lo que nuevo que va encontrando. Así procesa los cambios que la afectan. Cada dibujo es una historia real que ella ha conocido, y que nos da a conocer cuando las relata, a veces incluyendo canciones.

En este Libro de Colorear escogimos dos dibujos sencillos, con solo dos personajes: la madre y su bebé. A Micheline le gustan mucho los estampados de una marca de ropa muy conocida. Micheline esos estampados son africanos. Es verdad; ¡será por eso que me gustan tanto… Y ríe, ríe sin parar.

blog_Colorear_Kam
 

Kam recuerda que de pequeño veía en la tele películas en las que aparecían diligencias. No sabe explicar por qué, pero se llamaban mucho la atención esta especie de carros. Cuando empezó a dibujar en el TAZ fue la primera imagen que le abordó, con tanta fuerza que la dibujó de un tirón.

Podemos hacernos muchas preguntas sobre esto. ¿Esta imagen tendrá que ver con el largo viaje migratorio de este hombre de educación exquisita, o ha estado presente en la oscuridad de su pensamiento, todos estos años, latente, como un destino?  No lo sabemos. Solo Kam tiene las posibles respuestas.

 

blog_Colorear_KlhifiaKlhifía es una de nuestras artistas más prolíficas y más veteranas. Pintar cambia su ánimo en solo unos minutos: se siente alegre. Con el tiempo ha desarrollado una forma de hacer particular, un estilo. Suele realizar series largas en las que repite el mismo motivo en distintas combinaciones, explorando sus posibilidades. Le interesa especialmente las imágenes en las que aparecen mujeres aladas, mujeres veladas, mujeres pez.

Hace unos meses el tiempo que podía estar dibujando en el taller empezó a reducirse temporalmente. Entonces comenzó a trabajar de otra manera, más rápida e inmediata. Los últimos dibujos los hizo con un rotulador negro sobre un fondo blanco. Estos últimos dibujos de Klhifía, una serie de casas y edificios, fueron el detonante formal para nuestro Libro de Colorear. Si ya lo teníamos claro, Klhifía lo terminó de decidir.

blog_Colorear_Ricardo
 

Ricardo se vuelca en sus dibujos. Suelen ser paisajes vistos desde alguna altura. También edificios que tienen algo de laberíntico y lugares en los que el protagonista es el agua: lagos, cascadas, playas, rompientes.  Él y yo solemos hablar mucho sobre sus trabajos, y nos entendemos bien cuando lo hacemos.  Yo lo hago desde un punto de vista formal y si ofrezco algún significado es por referirlos al caudal simbólico de las culturas. El habla siempre desde una interpretación personal, apuntando hacia una intimidad ante la que enmudece.

Cuando me puse a trabajar pasando a línea los trabajos para este Libro de Colorear, sentí una proximidad nueva con sus autoras y autores. En el caso de Ricardo me sentí empujada a seguir conversando con él, en sus dibujos, físicamente. Así que lo hice. Una vez más: nos entendimos muy bien ahí.

 
 

¿Qué está logrando el Taller de Arte Zubietxe?, ¿por qué apostar por el arte?
El alto valor del trabajo y de  los contenidos que Zubietxe pone en juego están obteniendo un gran reconocimiento social en formas muy diversas.    El año pasado nuestro TAZ (Taller de Arte de Zubietxe) fue coprotagonista del tercer episodio de la serie que el prestigioso programa METROPOLIS (rtve2) dedica a la influencia artística que ejercen las personas artistas llamadas OUTSIDERS (puedes ver el capítulo completo o-line pinchando aquí y si te apetece saber sobre el «making off» pincha aquí).
En Zubietxe nos ayudamos mutuamente, nos repensamos, sin lazos ni obligaciones distintas a las del vínculo humano en su más originaria raíz (nuestra misión y objetivos). Echa un vistazo al blog del TAZ.versiones juntas