Mirada Porteña: De tal palo, Palacio

<--more-->

Rodrigo Palacio, jugador de la selección de Argentina en Brasil 2014

Rodrigo Palacio, jugador de la selección de Argentina en Brasil 2014

Cuando llegaba el verano, allá por los ’80, nos íbamos a la casa de mis abuelos, a mi Mar del Plata natal, a pasar esos tres meses, y escuchábamos por la radio los partidos del viejo Nacional. Los equipos del Interior se enfrentaban heroicamente con los grandes de Buenos Aires.

En esos años apareció un equipo del Sur que jugaba, ganaba y gustaba, era Olimpo de Bahía Blanca. Nadie conocía en Buenos Aires a esos bahienses, ni teníamos las figuritas de Schmidt, Sommi, Depietri, o José Ramón Palacio, uno de sus goleadores.

Por eso, cuando Argentinos descendió al nuevo Nacional, en el 2002, y nos enfrentamos con Huracán de Tres Arroyos, enseguida presté atención a ese pibe habilidoso de 20 años que se llamaba Rodrigo Sebastián Palacio, y que en el Sur apodaban “la joya”.

Los tiempos cambiaron, Palacio se fue pronto a jugar a Buenos Aires, triunfó en el Boca de Riquelme y Palermo, y luego se nos perdió por Italia. Con 32 años ya ha pasado su mejor momento, pero hoy contra Suiza, el hijo de Palacio, nos demostró que el fútbol le viene de cuna.